“La hipocresía Kirchnerista”

“POLITICA Y DESARROLLO”

“LA HISTORIA PARALELA”

Junio 24 del 2009

La Real Academia Española define la hipocresía como “el fingimiento y apariencia de cualidades o sentimientos contrarios a los que verdaderamente se tienen o experimentan. Dícese comúnmente de la falsa apariencia, virtud o devoción.” Hipócrita: “Que finge o aparenta lo que no es o lo que no siente. En la antigua Grecia, comediante.”

Kirchner reitera “nunca he mentido”. ¿Verdad o mentira? Ver “Las 100 mentiras de los Kirchner”, Especiales Perfil.com

El matrimonio gobernante decía que durante el proceso fueron perseguidos. Nadie ha podido acreditarlo.

Daniel Gotti, autor de “El amo del feudo”, “NOTICIAS”, “PERFIL”, y otros medios han publicado que durante esa época Kirchner trabajaba como abogado de financieras, rematando propiedades afectadas por la Circular 1050. Incluso se habría quedado con 21 casas de damnificados, de donde nace su fortuna.

Cuando Menem ya no era presidente repudió la década del 90. Sostuvo: “nunca he sido menemista”. Pero…

Fue gobernador de Santa Cruz; su esposa diputada y senadora nacional; Convencionales Constituyentes en Santa Fe en 1994, apoyando la reforma Constitucional que posibilitó la reelección de Menem; compartieron con el “riojano” boletas electorales. Fue uno de los gobernadores preferidos de Cavallo.

Grabaciones (diciembre de 1994) lo muestran abrazando a Menem, diciéndole: “el mejor presidente de Argentina en los últimos años, salvo el General”, que “estaba llevando a cabo el mayor proceso de transformación del país.”

Le agradeció los U$S. 600.000.000 por regalías para Santa Cruz. Sería sano para la moral y la república que se conozca el tránsito y destino del dinero que hoy superaría, con intereses, los U$S. 1.000.000.000.

Kirchner cuestiona las privatizaciones. Olvida que apoyó y promovió la venta de Y.P.F., y otras, votadas en el Congreso por sus legisladores y funcionarios.

Varias privatizaciones fueron prorrogadas por Kirchner, antes de su vencimiento, hasta 20 años más.

Los transportes ferroviarios privatizados recibieron frondosos subsidios durante su presidencia, que motivaron investigaciones al secretario Ricardo Jaime.

Los casos de SOUTHERN WINDS (investigada por narcotráfico a España), LAFSA (empresa con personal y sin aviones) y la “compra” de AEROLINEAS (sin capital) merecen exhaustivas averiguaciones judiciales. Como SKANSKA, Siemens, Gotti, Conarpessa, Austral, Electroingeniería, Miceli, los enriquecimientos de varios funcionarios, y otros.

Existe un importante desarrollo del juego. ¿Será por la irrupción en el negocio de uno de sus amigos, (¿o socio?), Cristóbal López?.

Pactó con Duhalde. Gracias a los 3.000.000 de votos que le aportó el bonaerense fue presidente. Desagradecido, una vez en la Rosada, lo despreció.

Durante su campaña hablaba de “lo nuevo” en política. Pero acordó con los más “prósperos” y antiguos dirigentes políticos y gremiales; con algunos empresarios, hoy preocupados; y con movimientos piqueteros, que en países serios no podrían decir “los odio y los mataría a todos”, pegarle a la gente, o tomar comisarías, con absoluta y total impunidad.

Adoptó como “madre” a quien celebra el terrorismo en el mundo; como la ETA de España, la caída de las torres en Estados Unidos, las FARC en Colombia, apoya dictaduras, y hasta desea la muerte del Santo Padre.

Gobiernos amigos son los de Cuba, Venezuela, Bolivia. Países serios nos ponen en listas como país inseguro, con elevada corrupción y no conveniente para invertir.

Habla de “calidad institucional” pero habría firmado más decretos de necesidad y urgencia que ningún otro presidente, a pesar de tener mayoría en el Congreso, al que por sometimiento al Ejecutivo bautizaron “la escribanía”.

Hasta sus amigos cuestionan la forma autoritaria de imponer su voluntad. Un ejemplo fue la votación por la 125.

El matrimonio Kirchner basa sus discursos en la “distribución de la riqueza” y la disminución de la pobreza, que se miden por estadísticas sobre inflación suministradas por el INDEC.

Sus datos han sido cuestionados judicialmente, por falsos. Economistas coinciden que han aumentado la miseria al 9% y la pobreza supera el 30%.

Siendo Gobernador de Santa Cruz criticaba la concentración impositiva a favor del centralismo.

Sin embargo, en los últimos años creció la concentración impositiva a favor de la nación; y disminuyó la participación de las provincias en la distribución de ingresos, que llegaron a participar en el 50%, y hoy no superan el 26%.

En la actividad privada hay concentración y monopolios. Entregó la “Orden del Libertador” al dueño de una empresa cuestionada por monopólica. Funcionarios la apoyaron ante la Justicia. Le vendió los terrenos que Kirchner había adquirido en Calafate a la Municipalidad, con una ganancia sideral (“Crítica de Argentina”).

Acreditan escaso respeto a normas vigentes. En 6 años no se puso en funcionamiento el Tribunal Nacional de Defensa de la Competencia como ordena la Ley Nº 25.156. Ni otros mecanismos de control. Los que existen son más politizados que técnicos.

Hablan del “exitoso modelo” que nos debería copiar el mundo. Si esa expresión no fuera lamentable sería risible.

El “modelo” está basado en cifras no confiables, o falsas, del INDEC. ¿Quién cree en los datos de inflación, crecimiento y de pobreza?

¿Cuál modelo? ¿El que a pesar de la reestructuración y de pagar como nunca, la deuda externa está en el mismo nivel del 2001? ¿Canjear deuda al 3% anual por el 16%? ¿Utilizar la plata para los jubilados – ANSES – para negocios y obras de impredecibles resultados? ¿Liquidar reservas? ¿Fuga de divisas? ¿En el que era granero del mundo tendremos que importar carne y granos por el conflicto con el campo? ¿Permitir minería a cielo abierto casi sin utilidad para el país? ¿Posibilitar la pesca indiscriminada en el mar argentino? ¿Vetar la ley sobre los glaciares, con posible afectación a la mayor reserva de agua del mundo?

¿El que nos ha llevado a estar entre los países más sospechados de corrupción? ¿A padecer el aumento del 300% en la inseguridad personal, y jurídica; al incremento de la delincuencia, del narcotráfico, de la trata de blancas?

¿El que ha anunciado trenes y obras que no se harán, viviendas que no se han construido, inversiones que no existen como los U$S. 20.000 millones de China?

Peor aún: en los últimos 8 meses se han ido del país U$S. 29.000 millones.

El gobierno reconoce que hay depositados en el exterior U$S. 160.000 millones de dólares de argentinos, que acreditan la falta de confianza en este modelo.

¿El modelo que cuestiona la supuesta “renta extraordinaria” del pequeño y mediano propietario de campo, pero nada dice sobre la rentabilidad de la minería, la pesca, la explotación petrolífera, el juego, y otras. Ni de los verdaderos grandes terratenientes, varios de los cuales son sus “amigos” personales y políticos.

El año próximo, probablemente importemos insumos básicos. Y pidamos más dinero prestado. Brasil y Uruguay captaron los mercados a los que exportábamos.

Este “modelo” se basa en la pobreza, la miseria, la falta de educación y cultura, en la dádiva, el clientelismo vergonzante, la compra corrupta de voluntades, el ataque a los que disienten, la falta de respeto a los derechos, los ataques a la institucionalidad, y la escasa moral pública.

Y contrariamente a lo que sostiene el Preámbulo de la Constitución Nacional, no se afianza la justicia, no se consolida la paz interior, no se provee a la defensa común, no se promueve el bienestar general ni se aseguran los beneficios de la libertad.

Porque desde ámbitos oficiales hay agresiones al campo, a la producción, a empresas, a la Iglesia, a medios de difusión, a periodistas, a las fuerzas armadas, a funcionarios y políticos opositores; en síntesis, se propician enfrentamientos entre argentinos y especialmente contra los que no rendimos culto a un gobierno autoritario, enfermo de poder, y con varios integrantes sospechados de corrupción.

Edgardo Civit Evans
Presidente de UNIDEVI

Be Sociable, Share!


Deje su Comentario